Pensamiento Simiente del 18 de julio de 2016: Elevarse hasta el Cielo para amasar allí tesoros, regresar a la tierra para repartirlos

sejoscan

“Dios ha dado a sus criaturas posibilidades infinitas de alegría, pero ha guardado la mayor felicidad para aquél que, con su alma y su espíritu, se esfuerza en fusionarse con Él. Y para que esta alegría sea perfecta, aquel que ha vivido estos instantes de fusión, que ha recibido las gracias divinas, debe esforzarse en reflejarlas a su alrededor para hacer beneficiarios a todos los humanos, ayudarles, mostrarles el camino, llegar a ser para ellos una fuente, un sol que da, que no cesa de dar.

En efecto, la única verdadera alegría es conseguir fusionarse con la Divinidad, y luego hacer partícipes a los demás de esta alegría, compartir con ellos lo que se ha recibido. Nuestra alegría adopta pues en realidad dos formas: elevarse hasta el Cielo para amasar allí tesoros, y luego regresar a la tierra para repartirlos.”

Omraam Mikhaël Aïvanhov (1900-86). Pensamientos cotidianos, Editorial Prosveta. Imagen: Collado, Sejos, Cantabria, julio 2016 (cortesía de Victoria Arribas)

Más información en la página de la Fundación Ananta:
www.fundacionananta.org

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s